Sobre la eternidad y la memoria. A 20 años de PT2: Scenes From A Memory

Opina - Cultura

2020-02-06

Sobre la eternidad y la memoria. A 20 años de PT2: Scenes From A Memory

Columnista: Carlos Borda

 

Han pasado más de 20 años desde que el álbum «Metropolis PT2 Scenes From a Memory» vió la luz; tiempo que ha servido sin duda alguna, para demostrar que las obras maestras musicales son como el vino y que, con el tiempo, toman una calidad exquisita.

Antes de dar rienda a todo el entramado conceptual y musical que esta pieza magistral tiene para ofrecer, es necesario comenzar por explicar cómo se compone la agrupación que consolidó este álbum.

Dream Theater nace como una propuesta de alumnos desertores del Berklee College of Music, donde —tras constantes ensayos y una serie de cambios en su alineación— logran establecer una base sólida con la que empiezan a abrirse camino en la escena musical de la década de los años noventa, combatiendo en el mercado musical ante el asfixiante grunge y las bandas con amplia trayectoria musical.

Portnoy, Petrucci, LaBrie, Rudees y Myung, serían los encargados de darle un giro no solo, a su propuesta musical, sino que impondrían un sello que inspiraría a una serie de bandas a replantearse sus ideas sobre el género.

Es necesario en este punto, indicar que el disco es una secuela de una canción (Metropolis – Part I: «The Miracle and the Sleeper») , además que inicia con una sesión de hipnosis, en la cual uno de los protagonistas indaga por su pasado y sus extrañas vivencias en dichas sesiones, así se puede escuchar este pasaje que comienza a ser no sólo intrigante sino sugestivo, dada la interacción entre el hipnotista y el personaje Nicholas, tal como se expone a continuación:

Cierra tus ojos y comienza a relajarte. Respira hondo y déjalo salir lentamente(…) te sentirás más tranquilo y en calma. Diez, nueve, ocho siete, seis. Entrarás en un lugar seguro donde nada te puede dañar. Cinco, cuatro, tres, dos. Si en cualquier momento necesitas volver, todo lo que tienes que hacer es abrir tus ojos. Uno…

Asimismo, el disco va avanzando y comienza una obertura (composición instrumental de larga duración), que transporta al oyente por un abrebocas de los pasajes y armonías que encontrará más adelante.

Posteriormente y de manera inadvertida, van sucediendo las escenas (nombre que adoptan en el disco cada una de las canciones). Luego se va elaborando una especie de novela musical, donde aparecen una serie de personajes y además, salen a flote ideas sobre el propósito de vivir, el amor, la traición y la reencarnación.

Con un final inesperado, un explícito virtuosismo musical y una increíble historia expuesta «Metropolis PT2 Scenes From a Memory», se convierte en un tener que escuchar y además en una pieza clave y de referencia dentro del metal progresivo.

Por ahora no queda más que esperar el lanzamiento del disco interpretado nuevamente en vivo en su aniversario número veinte, el cual será grabado en la actual gira europea de la banda
 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carlos Borda
Trabajador Social. Amante de la música, (especialmente música clásica y rock/metal progresivo), inquieto lector de la mitología nórdica y afiebrado escritor de poesía y cuentos...