Así se vivió el paro del 21 de noviembre en Bogotá

El paro comenzó en Bogotá alrededor de las seis de la mañana. Varios grupos de personas de municipios aledaños como Mosquera y Soacha iniciaron su camino antes para unirse a las aglomeraciones convocadas alrededor de la cuidad.

Opina - Política

2019-11-22

Así se vivió el paro del 21 de noviembre en Bogotá

Autor: Chrístofer Hidalgo

 

Faltando pocos minutos para las nueve de la mañana, en la localidad de Suba, empezaron sendos disturbios en las vías. El escenario decayó con los minutos, pero la situación hostil en esa parte de la cuidad duró toda la jornada.

Por otro lado, sobre la carrera Séptima se veía la cautela con la que se preparó el recibimiento de los marchantes. Los edificios y los monumentos fueron resguardados con una tenue malla que los cubría.

Alrededor de las once de la mañana, y casi hasta las dos de la tarde, varios políticos comandaron a sus seguidores para marchar hacía la Plaza de Bolívar.

La marcha se tornó variopinta debido a las múltiples manifestaciones culturales que se desarrollaron en torno a la protesta.

Por la Calle 26, la situación se tornaba diferente. Sobre las tres de la tarde a la altura de la Carrera 68, el Esmad hizo presencia para detener a los grupos de estudiantes de las universidades públicas que marchaban hacia al aeropuerto. Desde ese punto, los estudiantes empezaron a retroceder cuando las bombas aturdidoras y los gases lacrimógenos hicieron presencia.

En las afueras de la Universidad Nacional varios grupos de estudiantes hicieron frente a la llegada del Esmad, y la tensa calma de la situación, pasó en pocos minutos a la violencia.

Tras horas de enfrentamientos, el Esmad finalmente despejó los alrededores. A eso de las tres de la tarde, los desmanes migraron a la Plaza de Bolívar, hasta altas horas de la noche.

En otros lugares de la cuidad la situación de agite colectivo se mantuvo en la noche.

En los barrios de la cuidad, se formó espontáneamente un cacerolazo que dio fin a una jornada marcada por la solidaridad de los bogotanos, la represión del Esmad y una ciudadanía que encontró en este 21 de noviembre la ocasión ideal para mostrar su inconformidad.

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Chrístofer Hidalgo
Estudiante.